Rachel  una joven que vive en San Francisco, Estados Unidos, estaba en búsqueda de un gato para adoptar, cuando leyó una publicación de Belarus en el Instagram del Refugio Animal Care and Control de su ciudad.
Al ver su cara, se enamoró de ella rápidamente y no dudo en ir a conocerla.

View this post on Instagram

Side eye 👀

A post shared by Belarus The Cat (@my_boy_belarus) on

 

ndo llegó al lugar, Rachel y Belarus se volvieron inseparables: la gata, de apenas un año en ese entonces, era un animal alegre, que ansiaba tener compañía y pedía constantemente atención de cada persona que visitaba el refugio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *